Seleccionar página

Decidir adquirir un perro es una decisión realmente importante pues va a marcar los siguientes años de nuestras vidas y la suya. Ten en cuenta que la decisión ha sido tuya no del perro. Por este motivo cuando te digan «quiero un perro» ten en cuenta este post.

LA LLEGADA DE UN PERRO NO ES UNA DECISIÓN SENCILLA.

Cuando decidimos que queremos compartir nuestra vida con un perro no tenemos en cuenta todas las variables que van a condicionar nuestra vida y sobre todo la suya. Muchas veces esta decisión es muy emocional pues se toma en épocas especiales como las Navidades o cumpleaños, sin sopesar las necesidades que tendrá.

Espero poder ayudarte  a tomar una decisión más acertada con las siguientes preguntas, puesto quizás no te has llegado a cuestionar los requerimientos futuros del perro.

perro-en-adopcion

¿COMPRO O ADOPTO?

En este post no voy  a plantear ventajas o desventajas entre comprar o adoptar. Creo que es una decisión personal basado en convicciones de si quieres ayudar a un perro que ya ha sido abandonado o comprar un perro de una raza determinada donde la elección será por gustos o por las actividades futuras que quieres realizar, como por ejemplo deportes de mondioring, IPO, agility, etc…

Lo que sí te recomiendo es que intentes conseguir la mayor información posible del perro, sea cachorro, adulto o senior.

En el caso que desees adoptar un perro infórmate sobre su pasado, aunque en gran medida estará sesgada la información ya que las protectoras pueden conocer hasta cierto punto, ya que en ocasiones son objeto de mentiras con la finalidad de que acepten la entrada de ese perro. Es decir, en este caso los perros son víctimas de abandono y las protectoras víctimas de las mentiras de esas personas. Por lo tanto, pregunta sobre todo si es sociable con perros grandes y pequeños, con personal adultas, niños, etc… Si saben sobre algún problema conductual. Es decir, que puedas tener la mayor información posible para tomar una decisión sabiendo qué perro te llevas a casa y sobre todo si estás preparado para darle una vida de bienestar.

En el caso que compres el perro a un criador, obtén la mayor información posible sobre los padres del perro, las instalaciones donde ha estado y sobre todo como trabaja el criador buscando referencias del mismo. Toda esta información te dará pistas del potencial del perro, ya sabes que hay una parte genética y otra de aprendizaje que influirá en la conducta del perro.

EL FÍSICO DEL PERRO Y DEL TUTOR.

Cuando hablo del físico me refiero sobre todo al tamaño del perro y como no, a la complexión del tutor.

Ya sé que la educación del perro viene independiente del tamaño del mismo, ya que un perro habrá sido educado para desarrollar su vida social en el entorno humano de manera establecida por los cánones dónde se juzga que es correcto o no en el despliegue comportamental de un perro.

La cuestión que quiero resaltar es que el comportamiento de un perro no se puede garantizar al 100% durante toda la vida del perro, y controlar esas alteraciones de un perro de gran tamaño es más complicado o menos dependiendo del tamaño y fuerza del tutor. Aunque sí quiero resaltar que en estos casos, la formación del tutor es fundamental para el manejo y resolución de situaciones complicadas.

size-dog

NIVEL DE ACTIVIDAD DEL PERRO Y DEL TUTOR.

Como todos sabemos hay perros que son más activos que otros, no me refiero a si es más nervioso o menos, estas son cuestiones diferentes. Me refiero a perros que necesitan una mayor actividad física y mental para ver satisfechas sus necesidades particulares.

Como ejemplo, un malinois necesita mayores requerimientos para poder alcanzar la satisfacción de sus necesidades, por lo tanto sería un tipo de perro contraindicado para una persona a la que no le gusta hacer deporte de ningún tipo, o que le cuesta ponerse a trabajar con su perro en otras actividades cognitivas.

Hay que destacar que un perro que no es de raza puede presentar un nivel de actividad alto, por lo tanto no hay que confiarse en que al no ser de raza no presentará las características que muestran los perros denominados de “trabajo”.

perro-senior

EDAD DEL PERRO Y DEL TUTOR

La edad el perro y del tutor influye mucho en la “soportabilidad” del tutor con respecto a las conductas naturales del perro.

Un cachorro, y personalmente me da igual si no es de raza o si es de raza, no será adecuado para una persona mayor, y cuando me refiero a mayor quiero decir de edad avanzada. Esta persona tendrá más dificultades para educar a un cachorro que suele morder como conducta exploratoria, o que al jugar te puede hacer heridas.

Por mi experiencia, normalmente estas personas se suelen ver desbordadas, y luego está el adiestramiento, que puede llegar a ser peligroso dependiendo del perro. El perro puede tirar al tutor durante el paseo aunque se haya adiestrado para que no tironee de la correa  pero hasta el aprendizaje final lo hará. Luego está la actividad requerida por el cachorro, suele ser alta y muchas veces supera al este tipo de tutor. Quizás, lo más adecuado sería un perro adulto, y mejor de los llamados seniors.

Al mismo tiempo, un perro senior con niños muy activos podría presentar un problema para el perro, ya que la capacidad de juego ha ido mermando con la edad y necesitan más tranquilidad y cuidados. Y todos sabemos que los niños desean jugar constantemente y podrían estresar al perro.

SEXO DEL PERRO

¿Qué importa el sexo? Pues importa por el dimorfismo, ya que cada sexo tiene características particulares que puede influir en la convivencia con tu perro.

Los machos son de mayor tamaño que las hembras  y en los paseos suelen marcar (orinar) constantemente, cuestión que hace un paseo mucho más pesado porque te tienes que parar constantemente y hay tutores que se quejan de esa situación. Por otro lado, es más usual en machos el vagabundeo, que hace referencia a los escapes del domicilio. Además, cuando por la zona donde vives hay una hembra en celo nuestro perro estará mucho más nervioso y hay perros que lo pasan realmente mal llevando el manejo del mismo a ser muy difícil.

Las hembras tienen la particularidad del celo (el llamado periodo), esto produce que manche y requiere una vigilancia mordaz para evitar un embarazo indeseado con el consecuente problema de una camada no deseada. Al mismo tiempo con esos cambios hormonales se producen ciertos cambios conductuales que dependiendo de la perra va en una dirección u otra. Por ejemplo, hay perras que durante el celo pueden presentar mayores conductas agresivas y otras que se vuelven más cariñosas.

Se puede pensar que con la castración se solucionan todos los problemas dependientes del sexo, pero aunque en unas ocasiones puede ser muy aconsejable en otros no produce los efectos deseados, al menos cuando hablamos de conducta.

FORMACIÓN DEL TUTOR

La formación sobre manejo de correa, conocimiento de la raza (en el caso de ser de raza) de conocer un mínimo de psicología canina y aprendizaje es fundamental para tener una correcta convivencia con tu perro.

Esta formación conseguirá que los puntos anteriores nombrados tengan menos influencia en la tenencia, ya que te ayudará a solucionar muchos problemas que se puedan presentar y educar al perro para la relación social que deseas con el mismo.

quiero-un-malinois

CONCLUSIÓN

He enumerado una serie de factores a tener en cuenta con la selección del perro que deseas para compartir tu vida, hay más factores, pero enumerarlos todos sería más complejo.

Lo fundamental es hacer una autocrítica sobre que puedo aportar a mi futuro perro, y que situaciones me pueden superar o cuales puedo llevar adecuadamente sin producirme un perjuicio en la relación con el perro. Además de garantizar un bienestar adecuado, no basado en pensamientos o creencias sin fundamento ni en decisiones básicamente emocionales. Hay que ser muy racional a la hora de la toma de decisión de tener un perro.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)